lunes, 15 de diciembre de 2014

Super Cheesecake

Aquí estoy de nuevo!...sí, vuelvo a casa como el turrón, por navidad!! Después de un parón en el que no he dejado de hacer cosas, creo que es un buen momento para seguir con el blog; por muchos motivos, pero el que mas ha pesado, ha sido la cantidad de mensajes que he recibido para animarme a ello!!...me han encantado, sobre todo los de gente que no me conoce de nada y que me anima porque les gusta leerme.
   Cuando antes decía que no he parado, así ha sido...hemos estado con obras en la parte de abajo de casa, adaptando un trozo de cochera para destinarlo a merendero; después amueblamos y pintamos una habitación que teníamos vacía, donde las cortinas, funda nórdica y cojines los ha confeccionado esta servidora; he estado practicamente dos meses sin ordenador, se rompió el disco duro y menos mal que han podido salvarse todas las fotos que tenía almacenadas; y a esto me queda añadirle que se me ha roto la cámara de fotos, esto lo digo ya mas que nada por las fechas en las que estamos y como creo que he sido buena, a lo mejor los Reyes Magos se enrollan un poco jjj...
   Y ahora, al lío!...¿porqué esta Cheesecake ó Tarta de Queso?, primero porque en casa nos chiflan las tartas de queso; pruebo la mayoría de las recetas que caen en mis manos y ésta no solo nos gusta, nos encanta!. Además, en la última entrada que publiqué allá por abril, Queso crema, os comentaba que en la próxima pondría la receta de la tarta en la que lo había empleado...pues aquí esta...espero que os guste tanto como a nosotros, no os asustéis por la cantidad de queso! merece la pena probarla, queda con una textura que no se explicar, cremosa, compacta....hmmmm. Su preparación es muy sencilla y no se necesita ningún robot especial para su elaboración.
  



INGREDIENTES
Para la base
250 gr. de galletas pulverizadas (Digestive, Chiquilín, etc)
100 gr. de mantequilla derretida

Para la crema
150 gr. de azúcar
25 gr. de maicena
700 gr. de queso tipo philadelfia
5 huevos grandes con claras y yemas separadas
2 cucharaditas de extracto de vainilla
150 ml de nata para montar
150 ml de nata fresca*
1/2 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de ralladura de limón


Preparación
Para la base
Engrasamos un molde desmoldable de 25 cm y lo preparamos con papel de hornear en la base.
En un bol, mezclamos bien las galletas pulverizadas junto con la mantequilla derretida hasta conseguir una especie de masa.
Poco a poco y ayudándonos con las manos vamos haciendo una base de grosor uniforme en el molde.
Dejamos en la nevera durante 30 minutos.

Para la crema
Precalentamos el horno a 160º
Montamos las claras con la sal a punto de nieve y reservamos.
En el vaso de un robot de cocina, mezclamos la maicena con el azúcar.  Batimos el queso lentamente con la mezcla del azúcar a velocidad baja hasta obtener un mezcla lisa y sin grumos.
Añadimos la nata fresca y la nata liquida y seguimos batiendo. No debe quedar ningún grumo.
Incorporamos las yemas una a una, hasta que estén bien integradas, junto con el extracto de vainilla y la ralladura de limón. Reservar.
Añadimos y mezclamos suavemente con ayuda de una espátula de silicona, las claras montadas a punto de nieve a la mezcla de queso.
Echamos la mezcla de queso y claras en el molde que teníamos en la nevera. No importa que llegue al borde pues esta mezcla no sube.
Horneamos entre 70 y 80 minutos.
Si vemos que durante la cocción se nos dora demasiado la superficie, cubriremos con papel de aluminio.
Pasado el tiempo apagamos el horno, aunque tenga apariencia de estar cruda todavía, no importa. Dejaremos reposar la tarta durante dos horas más dentro del horno apagado. Pasado este tiempo, dejaremos reposar otra hora más a temperatura ambiente.
Enfriamos al menos seis horas en la nevera o hasta el día siguiente.
Decoramos al gusto, con confitura, mermelada ó sin nada!.


*La nata fresca ó creme fraiche, muy utilizado en la cocina anglosajona; puede que sea un poco mas complicado encontrarlo, pero su preparación casera es tan sencilla como mezclar 200 ml (un brick) de nata líquida con 2 cucharadas soperas de zumo de limón recién exprimido; lo mezclamos bien, lo dejamos reposar aprox. 15 minutos y ya lo tenemos listo para utilizar. Hay muchas recetas en las que se utiliza, tanto dulces como saladas.

Fuente: Un libro que me encanta "El Rincón de Bea", no tiene desperdicio!


 ...by Patricia

miércoles, 16 de abril de 2014

Queso Crema

Hoy es el día elegido para volver a retomar la actividad del blog...en este paréntesis han pasado tantas cosas que me han llevado a estar alejada de mi hobbie que necesitaría mucho espacio para contar los motivos. Ha habido de todo, y aunque últimamente me apetecía mucho volver a escribir aquí y poder enseñaros todas lo que he preparado en este tiempo, no me veía ni con fuerzas ni con ganas de hacerlo...no sé, pero la verdad es que mis pensamientos estaban centrados en otras cosas y personas; y hoy he llegado a la conclusión de que también necesito estos ratos y por eso estoy aquí de nuevo.
Para la vuelta he elegido esta receta de Queso Crema, me gustó mucho cuando la hice y mas todavía la tarta de queso en la que lo empleé y que será la siguiente receta que veáis. Yo lo he preparado con thermomix en 6 minutos , en caso de hacerlo de forma tradicional necesitaréis un termómetro para líquidos y si no tenéis, pues con mucho cuidado y pendientes de la mezcla en todo momento.
Hay muchas maneras de hacer queso crema, la mas sencilla es ir al super y comprarlo, pero si sois como yo que os gusta investigar en la cocina y comprobar que con dos ingredientes sencillos podemos obtener esta delicia, os animo a que lo probéis.
Por la red he visto formas de elaborarlo con un simple yogur griego, pero claro, la cantidad resultante es mucho menor a la que he conseguido yo con esta receta.

Entre los ingredientes está el queso quark ó queso batido, se encuentra hoy en día en la mayoría de supermercados, yo lo encuentro en el supermercado de mi pueblo, pero en Mercadona, Carrefour etc también.

Otro ingrediente que lleva es la crema agria ó creme fraiche, muy utilizado en la cocina anglosajona; puede que sea un poco mas complicado encontrarlo, pero su preparación casera es tan sencilla como mezclar 200 ml (un brick) de nata líquida con 2 cucharadas soperas de zumo de limón recién exprimido; lo mezclamos bien, lo dejamos reposar aprox. 15 minutos y ya lo tenemos listo para utilizar. Hay muchas recetas en las que se utiliza, tanto dulces como saladas.



INGREDIENTES (para casi 1 kg de queso crema)
500 gr. de queso Quark (queso batido)
250 gr. de mantequilla con sal a temperatura ambiente
200 gr. de crema agria o creme fraiche
1/2 cucharadita de sal



Preparación

Thermomix. Ponemos todos los ingredientes en el vaso y programamos 6 minutos- 70º- velocidad 4.
Pasado el tiempo, sacamos la mezcla a un recipiente de cristal, un tupper o similar y dejamos enfriar casi completamente a temperatura ambiente, después dejamos una horas o toda la noche en el frigorífico que adquiera consistencia hasta el momento de degustar.

Tradicional. Ponemos todos los ingredientes en un cazo y mezclamos bien con un batidor de varillas. Llevamos a fuego lento y removemos continuamente hasta que con un termómetro de cocina veamos que alcanza una temperatura de 70º o veamos que la mezcla empiece a espesar. Mantenemos unos minutos mas al fuego sin dejar de remover. 
Pasado el tiempo, sacamos la mezcla a un recipiente de cristal, un tupper o similar y dejamos enfriar casi completamente a temperatura ambiente, después dejamos una horas o toda la noche en el frigorífico que adquiera consistencia hasta el momento de degustar.

Espero que os guste la receta y aunque yo lo utilicé casi todo en la elaboración de una tarta, lo podéis emplear para hacer canapés, en bocadillos, con nueces, con anchoas, una tostada en el desayuno...hmmmmm

Nota: No quiero cerrar la entrada sin dejar de dar las gracias a Olga, que me hizo una entrevista muy bonita para la revista de mi pueblo, LA EÑE...muchas, muchas gracias Olga, estaba tan desanimada esos días que con tu propuesta me subiste mucho la moral.




... by Patricia

jueves, 23 de enero de 2014

Mousse rápida de fresas

Que gusto da en pleno enero ir a la frutería y ver esas cajas de fresones!! para mi, anuncian la llegada del buen tiempo. Reconozco que aunque a mi las fresas me entran por los ojos, no es mi fruta preferida para comerla así, al natural. Me gusta mas en un postre, mermelada...en casa cada uno las acompañamos de forma diferente; con leche condensada, con azúcar y con nata (bueno, a mi me gusta mas la nata con fresas jj)...aunque estas primeras que estamos comiendo están buenas, me gusta mas su sabor cuando están en plena temporada, a partir de marzo y hasta el verano, su sabor es mas intenso pues ya está mas madura la fruta. Además, aportan pocas calorías y mucha fibra que nos ayuda a regular el tránsito intestinal a la vez de ser una buena fuente de vitamina C.
A mi me gusta tener siempre algún paquete con fresas en el congelador, son muy socorridas, sobre todo en verano y con un poco de "turbo" preparamos un sorbete en menos que canta un gallo.
Ahora que ya os he convencido de porqué debemos consumir fresas/fresones, voy a animaros a que probéis a hacer este postre; ligero, rápido de elaborar y lo mejor de todo, en casa gustará a todos los que lo prueben!



INGREDIENTES
1 sobre de gelatina de fresa de 85 gr.
200 g. de fresas
1 yogur natural



Preparación
Preparamos la gelatina siguiendo las instrucciones del paquete, pero ponemos la mitad de agua de la que indica!...esto es muy importante.
Dejamos la gelatina preparada en un bol amplio, hasta que cuaje un poco, aproximadamente una hora.
Pasado este tiempo lavamos, escurrimos bien y troceamos las fresas.
Las añadimos el yogur y lo batimos bien, con batidora, thermomix...hasta que nos quedé un puré.
Con la ayuda de una batidora de varillas, batimos bien la gelatina de fresa, hasta que veamos que duplique su volumen y tenga un aspecto cremoso. Es ahora cuando añadimos la mezcla de fresas y yogur y continuamos batiendo hasta que quede todo bien integrado.
Ponemos en recipientes individuales y dejamos cuajar en el frigorífico durante al menos una hora.

Nota: Es importante batir bien la gelatina ya cuajada, para que no nos quede ningún grumo ni trocitos de la misma en la preparación final.

Fuente: Webos Fritos